fbpx
CITAS

La Autoestima es la forma en que se percibe emocionalmente a sí mismo. Lo podemos entender mejor, como el amor hacia uno mismo.

Cuando una mujer, se siente inferior ante otras, o incluso ante su pareja; se habla también de una autoestima baja, ya que no se encuentra en la misma condición que el resto.

Pero también se puede encontrar con el caso contrario, en una situación en donde se ve maximizada con respecto al resto de las personas.

Tanto en la primera situación como en la segunda, se observa que hay consecuencias negativas en cuanto a la relación social que se pueda tener.

¿Cómo identificar una baja autoestima?

Por lo regular observamos que una mujer tiene baja autoestima cuando se presentan las siguientes características.

• Son personas pasivas, por lo regular no toman iniciativas en la toma de decisiones

• Tiene pocas amistades o ninguna

• No les agrada la idea de compartir con otras personas, incluso en clases, buscan actuar solas

• Buscan aislarse

• Tratan de no participar en eventos o actividades

• Temen hablar con otras personas

• Por lo regular piensan que no les sale nada bien.

• Se les dificulta dar a conocer sus emociones, incluso hay algunas que tienen esa imposibilidad

• Piensan en la salud de los demás, pero en la de ellas no.

• Se piensan nada o poco interesantes.

• Creen que causan mala impresión ante los demás

• En ocasiones piensan que no son capaces de controlar su vida, y no les gusta esforzarse.

Las siguientes sensaciones son probables en mujeres creadas con creencias inadecuadas, producto de ideas del cómo debemos ser, actuar y con estereotipos tradicionalistas de mujeres sumisas.

Mujeres que han sido exigidas a cumplir requerimientos personales muy alto, como ¡El debes ser la mejor, debes destacar de todos! Etc. Lo cual conlleva a la larga a auto exigencias dañinas, poco realistas.

Mujeres que han sufrido descalificaciones; como no eres capaz de hacer esto, no tienes la fuerza o la habilidad para hacerlo, el típico de no naciste para esto.

En ocasiones, la mujer tiende a ser su propio enemigo, cuando se dice a sí misma (diálogos internos), como no puedo hacerlo, ella o él puede más que yo, tengo que prepararme más, aunque incluso este sobre preparada.

En ocasiones, el medio ambiente en el que nos desenvolvemos es rudo y no apoya a la mujer, haciendo que se lleve el crédito alguien que no lo tiene; porque piensa que no somos capaces, y eso reduce el que se quiera salir adelante; la carencia de estímulos positivos pega más fuerte a la más sensibles. Es importante reconocer que nosotros como mujeres tenemos y debemos reconocer que somos nuestro propio estimulo positivo al fijarnos metas viables. 

 Cuando la mujer piensa mucho en el pasado y se fija más en los aspectos negativos, como tristeza, enojos acaecidos; obtiene emociones negativas, que minimizan su actuar. Es importante, dejar el pasado, en donde debe de estar…en el pasado.

Autor: Mtra. Nelly Treviño

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CITAS